La calidad como fundamento de trabajo.

La calidad de una traducción se sustenta por la combinación de los siguientes parámetros:

Las competencias del traductor

Todos nuestros traductores han sido cuidadosamente seleccionados y han superado con éxito un estricto proceso de selección antes de integrarse en nuestra base de datos.

Traducen exclusivamente hacia su lengua materna.

Son diplomados en traducción y/o cuentan con una larga y reconocida experiencia profesional.

Están cualificados y poseen experiencia en su campo, garantizando una buena comprensión del texto original y un claro dominio de la terminología específica.

Se han comprometido por escrito a realizar una traducción de documentos de calidad.

¿Quién mejor que un traductor jurista o abogado para traducir sus contratos, o un traductor ingeniero para traducir su manual técnico?

La información aportada

Se trata de la información, contextual o terminológica, que usted pone a disposición de nuestros servicios de traducción mediante, por ejemplo, su web, documentos de referencia, léxico o glosario.

Estos elementos ayudarán al traductor a respetar el estilo y la terminología específica de su empresa, de modo que la traducción se adapte a sus textos técnicos.

La posibilidad de realizar o completar un glosario terminológico, específico de su empresa y validado por usted, permitirá asegurar una buena armonización del vocabulario empleado.